BlueberryMusica tuvo el placer de hablar con Romeo Stodart, lider de la banda The Magic Numbers, previo a su presentación en el festival. Atareado por la cantidad de reportajes, tuvo la deferencia de atendernos para hablar un poco sobre el último trabajo de estudio de la banda, como influye en su vida ser padre y de su colaboración con la mítica Jane Birkin.

Foto Oficial de la banda

– Cuando describís el nombre del último disco, te autoreferencias como un “Outsider”. ¿ A que se debe ello?

Desde chiquito tuve esa sensación de nunca encajar en los lugares. El que nos mudáramos mucho con mi hermana (Michele Stodart) fomentaba ese sentimiento, entonces estas canciones reflejan justamente eso: Being an outsider. Hemos puesto mucho de nuestra propia experiencia y de lo que se siente en el momento.

– ¿Y porqué decís que es un disco esperanzador?

Yo creo que tiene que ver mucho con la aceptación. Lidiar con las ganas de estar en otro lugar y poder confrontar la realidad. Mismo eso se traduce en las melodías del disco, en donde podes ver un lado más duro y otro más amable y armonioso. Yo creo que tiene el mensaje de resurgir against all odds – aquí nos reímos por un momento por percatarnos que su frase era igual al título de una de las canciones más conocidas de Phil Collins.

– Ser padre ¿influyó en este disco?

Honestamente, si. Actualmente tiene seis años y el poder hablar con él me resulta una gran fuente de inspiración. Hace un tiempo tuvimos que separarnos su madre y yo y haber superado eso fue muy importante para mí, sobre todo por él. Es justamente la idea de aceptar y poder ver las cosas de diferente ángulo lo que hoy me permite tener esta increíble relación con mi hijo y que, a su vez, me inspire para con mi música.

The magic numbers ya ha hecho variadas colaboraciones, como trabajar con la mítica Jane Birkin. ¿Cómo surgió eso?

Yo siempre fui fan de la música de Serge Gainsbourg y ella. Fue entonces que hubo una oportunidad en la que tuve la suerte de, no solo conocerla, sino también que me pidiera que escriba una canción para ella. Así fue cómo surgió “Steal me a dream”, canción que la emocionó mucho a Jane. Fue un gran momento para mí.

– Al momento de hacer música ¿encuentran fácil o dificultoso el colaborar con otros artistas u estilos?

Siempre es importante hacer otras cosas. En este momento me encantaría que la banda sea convocada para alguna banda de sonido de película o proyecto audiovisual. Particularmente la banda sonora de “Death Man”, realizada íntegramente por Neil Young, o las presentaciones en vivo de la banda Portishead representan ideales de lo que nos encantaría hacer algún día.
Respecto a nuestro sonido como banda, tratamos que sea algo propio (our thing). Si bien no es algo a lo que apuntemos el hacer un “ft. The Magic Numbers” tampoco nos cerramos ante alguna que otra posibilidad que pueda llegar a surgir en el futuro
.

– Por último ¿qué opinan de Buenos Aires?

Realmente es una gran cuidad y amamos pasar varios días aquí. Es por ello que siempre que podemos bajar para este lado, lo hacemos. Tenemos una gran base de fans.

La calidez y soltura de nuestra conversación con el guitarrista líder de la banda nos generaba ganas de seguir hablando por horas. Lamentablemente, hay veces que uno como entrevistador olvida que son estrellas y que tienen una agenda demasiado apretujada como para distender. Sin embargo, estamos satisfechos con nuestro tiempo con Romeo. Se notó su felicidad de estar nuevamente en el país, presentando el último trabajo de la banda.

Sobre el Festival…

El Rock & Pop festival volvió a acontecer en nuestra querida ciudad de Buenos Aires, luego de 33 años de ausencia. En esta oportunidad, la propuesta fue un tanto más abarcativa que simplemente bandas Pop y Rock, trayendo a exponentes extremadamente diversos a tocar en el Estadio Obras. Quizás los highlights más importantes de la noche fueron las visitas internacionales de The Magic Numbers, The Vamps y la legendaria banda Blondie, quienes reinaron la multitud asistente, cada uno a su modo. El público joven vibro al ritmo de las joviales melodías de la banda británica, en su primera visita al país, mientras que el afamado conjunto Blondie coronó la noche con un setlist que alternaba éxitos con alguna que otra canción más reciente. Así fue como el festival cerró con todo el público bailando al ritmo de la legendaria voz de Debbie Harry

La presencia de la rapera Azealia Banks, a quien principalmente publicitamos en este medio, se vio cancelada dos horas antes alegando sufrir bronquitis. No vamos a hacer mención a si se incurrió en una falta de ética profesional o no, sino simplemente desear que pronto vuelva a estos pagos.

Please follow and like us:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *